Google rinde tributo a Gregor Mendel

Tal vez muchos se sorprendieron hoy al descubrir unas curiosas vainas de leguminosas o guisantes en su buscador de Google. La explicación es simple pero bastante curiosa. Google celebra hoy el 189 aniversario de Gregor Mendel uno de los grandes científicos de la historia de la humanidad y creador de las conocidas leyes de Mendel que rigen la herencia genética. El fue quien logró interpretar qué es eso que decide qué y cómo vamos a ser en nuestra vida, este descubrimiento lo llevo gracias a la ayuda de un guisante.
Hoy 189 años después del nacimiento de tan importante personaje Google le rinde tributo con este curioso “Doodle” a quien fuera pionero de un descubrimiento que ha abierto numerosas investigaciones sobre la herencia genética .

Las tres leyes descubiertas por Mendel se enuncian como sigue:

Según la primera, cuando se cruzan dos variedades puras de una misma especie, los descendientes son todos iguales y pueden parecerse a uno u otro progenitor o a ninguno de ellos; la segunda afirma que, al cruzar entre sí los híbridos de la segunda generación, los descendientes se dividen en cuatro partes, de las cuales una se parece a su abuela, otra a su abuelo y las dos restantes a sus progenitores; por último, la tercera ley concluye que, en el caso de que las dos variedades de partida difieran entre sí en dos o más caracteres, cada uno de ellos se transmite de acuerdo con la primera ley con independencia de los demás.
Para realizar sus trabajos, Mendel no eligió especies, sino razas autofecundas bien establecidas de la especie Pisum sativum. La primera fase del experimento consistió en la obtención, mediante cultivos convencionales previos, de líneas puras constantes y en recoger de manera metódica parte de las semillas producidas por cada planta. A continuación cruzó estas estirpes, dos a dos, mediante la técnica de polinización artificial. De este modo era posible combinar, de dos en dos, variedades distintas que presentan diferencias muy precisas entre sí (semillas lisas-semillas arrugadas; flores blancas-flores coloreadas, etc.).   Fuente (Wikipedia)

¿No les parece una muy creativa forma de bioalfabetizar?

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.